Si he de ser sincero, que siempre lo soy, os diré que empecé a reciclar hace solo dos años, y no fue por voluntad propia. Era de los que pensaban que daba lo mismo separar la basura en casa porque al final todo acababa en el mismo sitio.

Y, raro en mí, estaba equivocado.
Y ahora, pues me arrepiento mucho de no haber empezado antes.
Pero nunca es tarde, no?

Fue Daddy y los niños los que empezaron a concienciarme de la importancia de separar los envases de cartón, plástico o vidrio de lo orgánico, fueron ellos los que improvisaron dos contenedores para poner al lado de nuestro precioso cubo de Ikea y estropear la estética, fueron ellos los que iban detrás de mi para sacar el tetrabrik de leche entera de mi basura de siempre. Me daba pereza ponerme a pensar dónde tenía que echar cada cosa. Bud ya llevaba tiempo haciéndolo, porque claro, al ser americano demócrata se conciencia antes de las cosas que son buenas para el planeta y los niños porque en el cole trabajan mucho el tema del reciclaje.
La cosa es que ahora, y a día de hoy, ya estoy convencido de que no hay otro camino que no sea el de reciclar. Así que tenemos 3 cubos y hasta un recipiente donde pongo pieles de frutas y verduras para las gallinas!! Flipa!

Hace unos días a través de nuestra cuenta de Instagram la gente de Ecovidrio nos envío un contenedor que había customizado con motivo de la celebración en todo el mundo del Orgullo LGTBQ.
O sea, puede haber algo más bonito en este mundo??

Y claaaro, una familia como la nuestra no podia tener otro contenedor que no fuera este!!!

Pero lo que más nos llamó la atención de este regalo no fue el miniglú, si no la campaña solidaria que traía de la mano.

Todas las ventas de este miniglú van destinadas íntegramente a la Fundación Eddy, una entidad sin ánimo de lucro, y que se caracteriza por ser el primer hogar de acogida en España para jóvenes del colectivo LGTBI víctimas de violencia familiar, bullying o cualquier otra forma de LGTBfobia.

 

La carne de gallina, que queréis que os diga. Me emociona que empresas importantes de nuestro país piensen y emprendan campañas solidarias en apoyo a nuestro colectivo es un paso súper importante en nuestra sociedad. Empresas que dan la cara y no tienen miedo de decir que todos somos iguales y que el Orgullo sigue siendo necesario hoy en día.

Si queréis colaborar y que el importe de vuestra compra vaya íntegro a esta fundación os dejo el link aquí.

Deciros que durante todo el mes de Julio los gasto de envío son gratis si utilizáis el código “envioconorgullo”

Así que vamos, todos a reciclar vidrio con orgullo!!!!